¡Comparte este artículo!

Miguel Bosé ha entrado en barrena. Después de su desatinado hilo de Twitter del pasado 9 de junio, en el que acusaba al gobierno de Pedro Sánchez de colaborar con Bill Gates “el eugenésico”, un hilo plagado de errores, acusaciones y teorías conspirativas, el intérprete de ‘Don Diablo se ha escapado’ volvió ayer a las andadas con un nuevo hilo en el que aumenta y multiplica sus ataques al gobierno y a la Fundación Bill & Melinda Gates:

«TODOS, ABSOLUTAMENTE TODOS menos usted y sus secuaces, sabemos a la perfección quién es y qué persigue éste oscuro ser», escribe el cantante, en referencia a Bill Gates, convertido en diana del movimiento antivacunas por su compromiso en la búsqueda de una vacuna para el covid-19.

A continuación, Bosé amenaza a Pedro Sánchez con hacerle responsable de “todas y cada una de las consecuencias a la salud de las personas que reciban la vacuna”. Escribe

«Le sugiero que, por salvar su dignidad, antes de que usted levante la primera aguja para clavársela a un NIÑO, ANCIANO o a CUALQUIER CIUDADANO, tenga usted la obligatoria y responsable decencia de informarse sobre el contenido de las VACUNAS EN GENERAL, y después, mirarle a la cara a los ESPAÑOLES y JURARLES que lo que les va a inyectar está ABSOLUTAMENTE FUERA DE TODO RIESGO O DE LO CONTRARIO SE HARÁ USTED RESPONSABLE DE TODAS Y CADA UNA DE LAS CONSECUENCIAS QUE PUEDAN CAUSAR Y/O AFECTAR A SU SALUD».

¿A qué se debe esta repentina ojeriza hacia Bill Gates? La respuesta a esta pregunta está que respondida en este completo artículo de Javier Jiménez en Xataka. Según el artículo, el “rosario de improperios de Bosé” sería únicamente la punta del iceberg de una campaña orquestada por los antivacunas para detener, antes incluso de su creación, el despliegue de la vacuna contra el coronavirus.

El movimiento antivacunas ha pasado de ser marginal a ganar adeptos a pasos agigantados, ganando “el corazón” de la gente en las redes sociales, y utilizando para ello todo tipo de artimañas y bulos para minar el uso de vacunas. La mala noticia es que los antivacunas están ganando la guerra cultural. La buena, que de ésta, nos extinguimos.

Visto en Twitter. Aquí puedes leer el hilo completo sin interrupciones ni “censuras”. Con información de Xataka.