¡Comparte este artículo!

Definitivamente, la democracia está sobrevalorada. El condado de Palm Beach, en Florida, puso en marcha una comisión para que sus vecinos se expresaran sobre las normas de distanciamiento social dictadas por el gobierno del estado.

Por el micro abierto fueron desfilando los vecinos, cada cual con un discurso más estrambótico. Vean si no, esa fanática cristiana que acusó a los políticos de estar bajo «las órdenes del Diablo» por «romper las normas de respiración de Dios» y, por tanto, «seréis juzgados por Dios, y no os podréis esconder tras vuestras máscaras ni a dos metros de distancia».

Otros vecinos compararon la obligatoriedad de la mascarilla con la imposición propia de un «país comunista» y contrarias a la libertad, un discurso que ha calado fuerte entre los negacionistas del covid-19, nada casualmente votantes de Donald Trump, un político peleado con la ciencia y con la lógica.

«No llevo mascarilla por la misma razón que no llevo bragas: las cosas tienen que respirar», dice otra mujer a los miembros de la comisión, entre las risas de los asistentes.

«Yo no llevaba mascarilla cuando entré aquí y no la llevaré cuando salga. Nací libre y moriré libre. Mis mandatos vienen de Dios, no de ustedes», afirma ufana otra.

Algún vecino también utilizó un argumento falaz contra las mascarillas que también ha calado a este lado del charco: las mascarillas son peligrosas porque te hacen respirar el mismo CO2 que exhalas. Sin embargo, nadie, que se sepa, ha muerto aún por el uso de mascarillas, pero, hasta la fecha, 127.000 personas han muerto y 2,5 millones se han contagiado hasta el momento en Estados Unidos, una cifra que podría ser incluso diez veces mayor.

Florida, donde tiene lugar la delirante sesión, es uno de los puntos calientes del covid-19 en Estados Unidos, tal y como señala el vídeo de Now This. En las últimas dos semanas el número de contagios se ha triplicado: 9.000 nuevos casos diarios hasta alcanzar la cifra de 123.000. In God we Trust.

Visto en el Twitter de Now This. Con información de Diario As.